Motivación

Predisposición: tendemos a juzgar

predisposición

Predisposición una acción que muchos cometemos. Yo creo que ese señor nos va a robar, es posible que lo que quiera es utilizarnos, yo lo vi en su mirada es engañosa. Eso explicaba Mateo a su socio Manuel cuando estaban a punto de concretar un negocio, nose que pasa continuo mateo, pero de verdad ese señor no es de confiar, tengo un mal presentimiento.

Después de aquella reunión Manuel salió decepcionado y le pregunto: ¿no crees que pudimos haber cerrado el negocio del año?, yo creo que lo mejor es lo que pasa le menciono mateo. Al año en el periódico de la zona aparece la foto de ese señor un empresario reconocido y de gran prestigio que impulso a grandes jóvenes al emprendimiento.

Predisposición; no confíes a ciegas ni desconfíes por sentimientos 

En muchas ocasiones la desconfianza suele ser útil, pero también puede llegar a ser letal, porque generan angustias y miedos que te
impiden ver un abanico de posibilidades, con esto no te estoy diciendo créele a todo el que diga yo soy el Señor. Sino que evalúa antes de actuar, piensa antes de hablar y averigua antes de una decisión tomar.

“No todo lo que brilla es oro” solía decir un amigo, y si analizas su verbatum podrás notar que tiene razón, el oro puede deslumbrarte
y cegarte, o puede llenarte de miedos y evitar que avances, ¿quieres que te diga la solución a tu incertidumbre?

Cuando desconfíes de algo, consideres que no pueda ser real, pídele a Dios visión y sabiduría, no te adelantes a las decisiones, no actúes por impulsos o por sentimientos. Aprende a analizar, pensar, conversar con Dios y luego tomar decisiones sabias.

La biblia es clara cuando dice: “Porque el Señor da la sabiduría, conocimiento y ciencia brotan de sus labios” (Proverbios 2:6), por ende, si tienes la posibilidad de tener la fuente de la sabiduría a través de una oración, ¿Por qué sigues dando pasos sin rumbo?

Confía en el único que tiene las respuestas correctas y que jamás te va a guiar por caminos turbios. Hoy confía en las promesas de Dios, el nunca te dejara solo, aunque no veas el camino a futuro, ya el lo vivió por ti y sabe anticipar las bendiciones, no confíes a ciegas, ni desconfíes por sentimientos, se una persona tan cercana a Dios que sepas distinguir entre el oro real y el falso.

Psic. Simoné Armella
@soysimotiva

Comment here

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Menu