El lente de tu vida

Usa el lente adecuado

Si te tocara mirar a través de los ojos de tu mamá ¿Qué verías en ti?, pero si te tocara verte con los de tu papá; nuestra vida es un conjunto de lentes, si, así como lo lees, es un conjunto de lentes que te juzgan o te aplauden, que te miran por lo que eres o te señalan por lo que ven.

¿Qué lentes usamos nosotros? Acaso ¿usas lentes de sol que te cubren, pero te nublan la visión? o ¿te colocas lentes que no son de tu aumento? En ocasiones nos equivocamos y creemos que no necesitamos lentes y miramos como queremos mirar.




¿Te imaginas a Jesús con lentes? Un señor alto con lentes de sol mirando a otros, juzgando sin acercarse y conocer la historia de esa persona, pero ¿y si no tiene lentes? ve solo lo superficial y lo señala por su forma de vestir sin ver a detalles lo que esa persona es.

Vida

vidaEl señor en su palabra nos da el lente adecuado para usar: “Pero el SEÑOR dijo a Samuel: No mires a su apariencia, ni a lo alto de su estatura, porque lo he desechado; pues Dios ve no como el hombre ve, pues el hombre mira la apariencia exterior, pero el SEÑOR mira el corazón.” (1 Samuel 16:7)

Es decir, todos necesitamos lentes, los lentes de Dios que nos permitan ver lo que la persona realmente es, que nos impidan juzgar la apariencia, lentes que sin darnos cuenta nos hagan felices porque podemos mirar lo que realmente representa la persona y no lo que se ve a simple vista.

Hoy sal y colócate los lentes que te regala Dios, recuerda que son de tu color favorito y de la medida perfecta para ti, el te conoce y quiere que reconozcas lo que tus ojos no ven, para que tu mirada sea una mirada de un siervo de Dios.

Psic. Simoné Armella

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *